Ingredientes:

– 2 solomillos de cerdo.
– 2 cucharadas de aceite de oliva.
– Media cucharada de Pimentón de La Vera.
– 1 diente de ajo.
– 1 pizca de pimienta negra.
– 1 limón pequeño.
– 200 ml de nata.
– 1 cucharada de harina.
– 1 cucharada de mantequilla.

Elaboración:

Cortamos los solomillos por la mitad y les hacemos unas rajas para que se hagan bien por dentro, los disponemos en una plancha (o una sartén grande) y los pasamos a fuego alto con solo unas gotas de aceite. Aparte, en un mortero, majamos los ajos, la pimienta, el Pimentón de La Vera y lo regamos con el zumo del limón y dos cucharadas de aceite. Pintamos los solomillos con esta salsa y retiramos del fuego. En una sartén pequeña calentamos la mantequilla y doramos en ella la cucharada de harina, añadimos la nata y dejamos que espese un poco. Disponemos los solomillos en una fuente de horno, cubriéndolos parcialmente con la nata y terminamos de preparar en el horno.

Ir arriba